EL ALCOHOL

¿QUÉ ES?

El alcohol es una droga depresora del Sistema Nervioso Central que inhibe progresivamente las funciones cerebrales. Afecta a la capacidad de autocontrol, produciendo inicialmente euforia y deshinibición, por lo que puede confundirse con un estimulante.

El principal componente de las bebidas alcohólicas
es el etanol o alcohol etílico. Las bebidas alcohólicas pueden
ser:
Fermentadas: vino, cerveza y sidra. Tienen
una graduación entre los 4º y los 15º. Se
producen por la fermentación de los
azúcares de las frutas o de los cereales.
Destiladas: son el resultado de
la destilación de las bebidas
fermentadas, con lo que tienen mayor
concentración de alcohol. El orujo,
el pacharán, el vodka, el whisky, el
ron o la ginebra tienen entre 40º y
50º. Esto supone que el 40% o el
50% de lo que se bebe es alcohol
puro.

EFECTOS

Los efectos del alcohol dependen de la cantidad consumida, pero existen otras circunstancias que los pueden acelerar o agravar:

La edad: Los jóvenes son más sensibles a los efectos del alcohol en actividades que tienen que ver con la planificación, memoria y aprendizaje, y son más“resistentes” que los adultos a los efectos sedantes y a la descoordinación motora.

El peso y el sexo: El alcohol afecta de modo más grave a las personas con menor masa corporal. En general, la mujer pesa menos y el tamaño de sus órganos internos es proporcionalmente más pequeño.

La cantidad y rapidez de la ingesta:  A mayor ingesta de alcohol en menor tiempo, mayor posibilidad de intoxicación.

La combinación con bebidas carbónicas(tónica, colas, etc.) acelera la intoxicación.

La ingestión simultánea de comida, especialmente de alimentos grasos, enlentece la intoxicación pero no evita ni reduce los daños al organismo.

La combinación con otras sustancias, como los tranquilizantes, relajantes
musculares y analgésicos, potencia los efectos sedantes del alcohol. Cuando se
combina con cannabis se incrementan los efectos sedantes de ambas sustancias;
en el caso de la cocaína, que es un estimulante, los efectos se contrarrestan, pero
la toxicidad de ambas sustancias es mayor que si se consumieran por separado.

EFECTOS A CORTO PLAZO:

  • Intoxicación etílica: que puede provocar un coma e incluso la muerte.
  • Favorece conductas de riesgo: el alcohol desinhibe y, además, provoca una falsa sensación de seguridad. Por ello, está relacionado con accidentes de tráfico y laborales o con prácticas sexuales de riesgo.

EFECTOS A LARGO PLAZO:

  • Hipertensión arterial, Alteraciones del sueño, Gastritis, Agresividad, Úlcera gastroduodenal, Depresión, Cirrosis hepática, Disfunciones sexuales, Cardiopatías, Deterioro cognitivo, Encefalopatías, Demencia, Cáncer, Psicosis.

MITOS Y REALIDADES:

Mito: Beber alcohol sólo los fines de semana no produce daños en el organismo.

Realidad:El daño que provoca el alcohol depende del llamado “patrón de consumo”, es decir, de la cantidad (a mayor cantidad, mayor daño) y de la intensidad (la misma
cantidad concentrada en menos tiempo es más dañina). También existe el riesgo
de convertirse en un hábito, hasta el punto de no divertirse sin beber.

Mito: El consumo de alcohol ayuda a salir de las horas bajas, a superar el cansancio y a estar más animado y en forma.

Realidad:El consumo abusivo de alcohol hace perder el control sobre las emociones y sentimientos. Tras una breve sensación de bienestar, si se está triste o deprimido,
esta situación se agudiza. Asimismo, se produce una mayor fatiga física y más
sueño; también se pierde fuerza y coordinación.

 Mito: El consumo de alcohol hace entrar en calor y combate el frío.

Realidad: El alcohol produce una sensación momentánea de calor al dilatar los vasos
sanguíneos y dirigir la sangre hacia la superficie de la piel, pero en poco tiempo
la temperatura interior del cuerpo disminuye y se siente más frío. Por eso, en
situaciones de embriaguez hay que abrigar y proporcionar calor a la persona y
nunca intentar espabilarla con duchas frías.

Mito: El alcohol es un alimento.

Realidad: El alcohol engorda pero no alimenta. Al contrario, aumenta la producción de grasa en el organismo.

Mito: El alcohol es bueno para el corazón.

Realidad: Diversos estudios han puesto de manifiesto que en adultos, el consumo moderado de alcohol disminuye el riesgo de padecer enfermedades de corazón, pero estos efectos beneficiosos no aparecen en todas las personas ni en todos los casos.

Mito: El alcohol facilita las relaciones sexuales.

Realidad: Al contrario, el consumo abusivo muchas veces dificulta o incluso impide unas relaciones sexuales plenas, provocando impotencia y otras disfunciones asociadas.

PARA SABER MÁS:

Anuncios

1 Response so far »

  1. 1

    […] Actualizados : EL ALCOHOL CasasWap EL TABACO Protégete si te molestan por […]


Comment RSS · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: